Semuc Champey. Pozas, Cueva y descenso por el río

Desayuno: 28Q, bastante bueno, con varias opciones a elegir.

Visita de Semuc Champey

Precio: 50Q. Podéis hacer la visita por vuestra cuenta perfectamente pero os recomiendo hacer el tour con el hostal (160Q). En ese precio está incluida la entrada a las pozas, la entrada guiada a una cueva y el descenso del río en neumático hinchable.

Lo bueno de ir con ellos es que explican algo y cuáles son los mejores sitios para cruzar, saltar o tirarse en tobogán por las pozas.

Es recomendable llevar sandalias o zapatillas para poder meteros en el río. Tened mucho cuidado porque hay zonas muy resbaladizas.

Es un sitio en el que las palabras sobran. Es imposible describir tanta belleza. Cuesta mucho llegar hasta allí pero os aseguro que no os arrepentiréis. Depende del día en que vayáis podéis encontrar más o menos gente, pero no está todavía masificado.

El acceso hasta las pozas se realiza por un sendero. Llegado a un punto se bifurca y uno de ellos sube hasta un mirador. Lo mejor es subir a primera hora hasta el mirador y luego pegarse un refrescante baño en las pozas del río. En la zona alta del mirador hay monos aulladores.

  Al bajar del mirador hacia las pozas se pasa por una preciosa cascada.

El río baja a una temperatura muy agradable ya que se tratan de aguas termales, pero no excesivamente caliente, calculo que a unos 25ºC.

Comida en el hostal. Si vais a la cueva por la tarde hay que encargar la comida el día antes para que la tengan preparada. Comida guatemalteca decente.

Visita de la cueva

Es una actividad muy divertida. La cueva es bastante pequeña y está llena de agua en algunas zonas. Por eso para acceder a ella nos dieron unas velas que llevábamos de la mano. El recorrido no es peligroso pero hay que saber nadar ya que en algunas zonas el agua cubre por el cuello. Para facilitar el trayecto hay zonas que se va agarrado a una cuerda superior. Al llegar al final de la cueva se puede hacer un salto de unos 3 metros a una poza. Completamos el recorrido en unos 45-60 minutos.

Descenso del río

Para acabar el tour nos metimos en el río Chahabón. Descendimos por sus aguas turquesas en unos neumáticos durante media hora más o menos. El agua del río está un poco más fría pero solo causa impresión al principio y disfrutamos como niños. Los más atrevidos podéis saltar desde el puente.

Cena en el hotel. Era el cumpleaños de una viajera y le improvisaron una tarta.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *